Buscando...

Cargando...

jueves, 9 de diciembre de 2010

Publicidad testimonial.



La publicidad testimonial se refiere a anuncios publicitarios en los distintos medios televisión, radio y grafica, en el que intervienen personajes reconocidos públicamente que expresan su opinión sobre determinada marca de un producto o servicio para dar mayor credibilidad y mayor fuerza persuasiva.
La empresa Swiss Medical lanzo una publicidad para el Mundial de Sudáfrica. En ella participaba el extécnico de la selección argentina, Diego Maradona, hablaba de su carrera y su cargo en el equipo nacional, todo esto resumido con el slogan de la empresa: “Cuidando al hombre que hay detrás de la leyenda”. Esta frase es la que actúa apoyada con la imagen de Maradona de fuerza persuasiva.



En este ámbito tenemos actores, artistas, deportistas; frecuentemente encontramos hoy a los consumidores que mencionan los beneficios de tal o cual producto.
Tal es el caso del Comercial de Ariel realizado por Daniel Campomenosi y dirigido por Flavio Nardini, para Argentina y Chile en el año 2006:


Y aquí la competencia: Publicidad Comfort Concentrado - Dulce Carola:



Concepto de publicidad testimonial según la Guía de la Federal Trade Commission:

“Todo mensaje publicitario que induzca a los consumidores a creer que refleja las opiniones, creencias, conclusiones o experiencias de una persona distinta del anunciante”

Este comercial chileno con testimoniales genero gran controversia con su país vecino Perú. Él mismo pertenece a una farmacia llamada Inkafarma:


La publicidad testimonial también es representada por expertos matriculados.



Así mismo este tipo de publicidad puede ser utilizada para engañar a las personas. En este caso se aprovecha de la persuasión con los deseos del cliente.



Esta técnica que esta más asociada a la persuasión comunicativa, ese es su fin: Dotar a los anuncios de una mayor objetividad, credibilidad y fuerza persuasiva.
Los efectos que producen en el público son que otorga mayor credibilidad a las opiniones o juicios de terceras personas que a las “propias” manifestaciones del anunciante.
Una de las estrategias es simular, teatralizar, un hecho cotidiano de la vida y describir que nos ayudaría a hacerlo mejor. O que esto solucionaría nuestro problema.
Refiriéndonos al libro de Alberto (Tito) Scopesi, publicidad (ámala o déjala) encontramos el Código de Ética y Autorregulación Publicitaria, aquí nos menciona la publicidad testimonial en distintos artículos:

Art. 22 – La publicidad testimonial debe evitar incurrir en falsedad testimonial.

Art. 23 – Los mensajes sólo pueden incluir testimonios o recomendaciones auténticos, relacionados con las experiencias de quienes prestan su declaración o de aquellos a los que los declarantes personifican, debiendo ser en todos los casos comprobables fehacientemente.

Art. 24 – Las personificaciones o doblajes deben ser expresamente autorizadas por las personas personificadas o dobladas.
Art. 25 – El uso de modelos, uniformes o atuendos que caractericen a una profesión, oficio u ocupación, no debe inducir a engaño al público y debe estar refrendado por un profesional de la misma, ciñéndose a las normas de la actividad aludida.

Art. 26 – Los testimonios y opiniones recabados al público consumidor que figuran en el mensaje deber ser sinceros y verificables, y no ser susceptibles de producir confusión entre los destinatarios del mismo. El mensaje, en tales casos, no debe contener referencia alguna a persona, marca, firma o institución sin su debido permiso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada